MONUMENTO EN LA PUNTA DEL SEBO

Si existe un lugar en  Huelva, que sin estar exactamente en la ciudad, representa un símbolo para todos los onubenses, todo lo que es nuestro pueblo, es ese gran monumento que pertenece a todo el pueblo español, y que se ubica donde el río Tinto se funde con el Odiel, cogiditos de la mano unirse en comunión con la mar océana.

 Cualquier ciudad que se precie tiene su símbolo, por ejemplo:

  • Madrid—-La puerta de Alcalá
  • Sevilla—-La Giralda
  • Granada—La Alhambra
  • Córdoba—La Mezquita
  • Segovia—-El Acueducto
  • etc.

Y si decimos Huelva, está claro: Ese gran monumento que preside la entrada a nuestra ciudad por vía marítima en el sitio conocido como la Punta de Sebo, diseñado por Miss Whitney y regalado por el pueblo norteamericano al español en 1929.

COLON HUELVA 23

Observad bien, que no he dicho su nombre. Daros cuenta que nos lo estamos pensando y mucho. No solo de ahora, sino desde hace bastante tiempo. Pero es que hasta el hecho de que aun no seamos capaces de ponernos de acuerdo en como se llama, ya de por sí, es un elemento que a grandes rasgos  define nuestro carácter, llamémosle: el gen onubense.

COLON HUELVA 02

Podemos llevarnos años discutiendo que si Monumento a Colón, que si Monumento a la Fe Descubridora, que si el mismísimo almirante y virrey posó para “La Miss Whitney”, que si un Franciscano, que si un Indio o un sencillo marinero que con sus pantaloncillos cortos y una túnica para protegerse de las galernas atlánticas. Realmente da igual, representa la valentía de nuestros paisanos, que se arriesgaron con aquel aparentemente loco comerciante a cruzar el mar tenebroso en busca de ricos tesoros, tanto en oro como en especias y sedas, o como le dirían a la reina Isabel y su curia:  “En almas para la cristiandad”

COLON HUELVA 10

Pero sea como sea, o sea quien sea o, se llame como se llame, lo verdaderamente importantes es que es el símbolo universal de nuestra ciudad y de nuestra provincia, de sus pueblos y sus gentes  y como tal debe ser admirado, tratado y hasta por decirlo de alguna forma: hasta venerado.

CONOZCAMOS SU HISTORIA

Nuestro protagonista es uno de los símbolos más importantes de nuestra ciudad, por ello pensamos que es importante conocer su historia. Ubiquémosla en la línea del tiempo. La inauguración tuvo lugar una mañana lluviosa del 21 de abril de 1929, acudiendo a la Punta de Sebo lo más granado de la sociedad Española, del gobierno y de la aristocracia, además de un gran contingente norteamericano presidido por el embajador, la propia escultora y otras personalidades invitadas.

COLON HUELVA 24

Pero remontémonos al origen del proyecto. Según la documentación  y artículos que hemos podido leer para documentarnos a la hora de escribir este nuestro artículo, fue en una fiesta conmemorativa del 12 octubre de 1926 organizada por la embajada española a diplomáticos americanos cuando el antiguo embajador de EEUU en España comentó la posibilidad de realizar un gran proyecto conmemorativo del “hecho del descubrimiento” y que fuera un regalo del pueblo americano al pueblo español, como gratitud.

Esta idea fue “cuajando” rápidamente en lo más granado de la sociedad norteamericana, e incluso se fundó una sociedad para recoger fondos para la construcción del proyecto. Este colectivo se vino a llamar como “Columbus Memorial Fund” y se nutrió tanto de aportaciones particulares como de filántropos de familias adineradas (en el interior del monumento se puede ver una lista con las personas que aportaron más de 1000 dólares y entre ellos se encuentras apellidos como los Morgan, Pulitzer o Guggenheim)

Una vez obtenidos los permisos correspondientes de los diferentes gobiernos tanto norteamericano, como español, se decidió a quién se le encargaba la realización del proyecto y el diseño de la escultura, recayendo en Gertrude Vanderbilt Whitney.

Gertrude, heredera de una de las familiar más ricas y poderosas de los EEUU y casada con uno de los banqueros más importantes, era una amante apasionada del arte, coleccionista y que recibió clases de escultura del mismísimo Rodin en Paris.

Aunaba su gran sensibilidad como artista y como filántropa ya que había financiado hospitales para los soldados de la primera guerra mundial y ya había realizado proyectos artísticos de gran envergadura como el monumento conmemorativo al desembarco de los soldados norteamericanos en Saint Nazaire.

La escultora viajó a Huelva para elegir la ubicación de su monumento y eligió la desembocadura de los ríos Tinto y Odiel, que forman la Punta del Sebo y punto de entrada al puerto de Huelva. Así los marinos verían la estatua al irse aproximando a puerto.

COLON HUELVA 11

Para la construcción se usó rocas de una cantera de Niebla que son ricas en fósiles de origen marino. De hecho se pueden observar entre los bloque de piedra que forman el monumento. También se pensó en que todo el trabajo lo hicieran canteros de la zona, pero debido a la envergadura del proyecto se necesitó  traer de otras nacionalidades como portugueses, italianos y de otros lugares de Europa.

COLON HUELVA 06

Fósiles marinos incrustado en los bloque que componen el monumento y su entorno

A pie de obra y residiendo en Huelva, la escultora dejó como encargado al también escultor Florence J. McAuliffe, cuya hermana realizó un interesantísimo reportaje fotográfico que ilustra parte de la construcción del monumento. (Las fotos antiguas que ilustran este artículo pertenecen a esta colección de la hermana de MacAuliffe)

Por parte del gobierno español supervisaba las obras el Jefe de Obras del Puerto de Huelva Francisco Montenegro.

El monumento definitivamente se inauguro como hemos comentado antes, bajo una lluvia torrencial, que no impidió la gran afluencia de público onubense e incluso de nuestra patrona La Virgen de la Cinta.

COLON HUELVA 12

Al acto acudió el infante don Carlos como delegado del rey Alfonso XIII, que se encontraba de luto por el fallecimiento de su madre la reina María Cristina. El jefe del gobierno el General Primo de Rivera, miembros de la aristocracia, la diplomacia de los EE.UU y la propia escultura Miss Whitney.

Y así hasta que transcurrido ahora cerca de ochenta y siete años lleva viendo los aconteceres de nuestra ciudad, de su puerto y también de sus vecinos del polo químico.

VISITAS AL MONUMENTO

El monumento, sito en la Punta del Sebo puede ser visitado cualquier día ya que su tamaño y colosales dimensiones nos permitirán disfrutar de su majestuosidad incluso a cierta distancia.

COLON HUELVA 04

Si lo que queremos es conocer la cámara que guarda bajo sus pies, podemos visitarlo los sábados por la mañana pudiendo descubrir una pequeña estancia presidida por una escultura a tamaño natural (quizás hasta más grande) de los reyes Católicos tallados en piedras traídas de los talleres de Rodin en París y esculpidas directamente por la propia Miss Witheney. La escultura en cuestión refleja a una Reina Isabel altiva junto a un Rey Fernando cabizbajo, con la segura intención de hacer notar que la reina era la que realmente tomaba todas las decisiones sobre todo en lo relacionado con el descubrimiento.

COLON HUELVA 17

En otra de las paredes aparecen grabados los nombres de todos aquellos que participaron en la primera expedición de Colon, desde los Hermanos Pinzones hasta los grumetes.

En otra de las paredes aparece un mapamundi con diferentes elementos representativos del viaje. Finalmente y como comentamos anteriormente podemos observar en la ultima pared, el nombre de los socios de honor del “Columbus Memorial Fund” y de todos aquellos filántropos que aportaron más de mil dólares a la obra.

Abertura para la iluminación natural en el techo de la cámara del pedestal.

Abertura para la iluminación natural en el techo de la cámara del pedestal.

Existe la posibilidad de hacer un visita guiada al monumento. Esta visita consiste en un recorrido por el exterior del monumento con explicaciones sobre las construcción del mismo, de los diferentes bajo relieves del pedestal y del interior. La verdad que merece la pena, sobre todo a la hora de plantear una visita con menores, ya que toda la visita está salpicada de anécdotas Pseudo-historicas que hacen bastante amena la visita. Y además es completamente gratuita.

 

Es de agradecer al Puerto de Huelva que es el que financia estas actividades que son realizadas por la empresa Platalea, igual que la visita a otros elementos portuarios como los Faro de El Rompido y del Picacho en Mazagón, de los que pronto publicaremos un artículo.

COLON HUELVA 05

EN LAS PROXIMIDADES DE LA PUNTA DEL SEBO

Cerca de la Punta del Sebo y de nuestro monumento podemos acceder al resto de elementos relacionados con el descubrimiento, como es el Monasterio de La Rábida, del Muelle de las Carabelas (de estos dos lugares publicaremos artículos en breve) , Palos de la Frontera, etc. Las distancias, aunque sean cortas, es necesaria cubrirla en coche, ya que no existe ningín tipo de paseo que conecte ambas zonas, de la Punta de Sebo hasta La Rábida, y no hay nada habilitado para caminar.

COLON HUELVA 08

Muy  cerca de la Punta del Sebo se encuentra el Real Club Náutico de Huelva y su restaurante, que nos permitirá avituallarnos  junto a unas magnificas vistas de la ría de Huelva.

Un poco más lejos siguiendo el paseo o carril bici paralelo a la Avd Montenegro llegaremos al Paseo de la Ría donde podremos disfrutar de una de las zonas más nuevas e interesantes de la ciudad de Huelva. Y si seguimos nos encontraremos con el Antiguo Muelle Descargadero de Mineral de Riotinto (“Muelle del Tinto”, como es conocido por muchos onubenses) y ya entraremos en el núcleo urbano de la ciudad.

DÓNDE COMER EN LA PUNTA DEL SEBO

Antiguamente existía un restaurante en la misma zona adjunta al Monumento. Actualmente parece que están trabajando en las instalaciones con idea de re-abrirlo o hacer algo totalmente nuevo. Muy cerca a escasos 100 m siguiendo el carril bici en dirección Huelva nos encontramos con el restaurante del RCM de Huelva que se denomina Tintodiel, donde podréis comer productos típicos onubense en un lugar con unas vistas increíbles de la ría.

El tren por el puente y la canoa en la desembocadura a los pies del monumento

El tren por el puente y la canoa en la desembocadura a los pies del monumento

Como hemos comentado anteriormente caminando se puede acceder al Paseo de la Ría, que cuenta con diferentes establecimientos de reciente inauguración y que se especializan en comidas, cafeterías, heladerías, bar de copas, etc. Sin lugar a dudas un lugar extraordinario para disfrutar de la puesta de sol.

PASAR LA NOCHE EN HUELVA

Como siempre os dejamos el buscador de hoteles por excelencia para que encontréis la oferta que más se adapta a vuestras necesidades.


Booking.com

LLEGAR A LA PUNTA DEL SEBO

La Punta de Sebo se encuentra a eso que se llama una distancia incomoda para llegar paseando. La verdad es que es un paseo muy interesante el acceder desde el Paseo de la Ría de Huelva y continuar caminando por el carril bici que va paralelo a la ría y a la avd Montenegro. Este carril bici a veces sobrevuela la misma orilla en pequeños puentes de madera. Para los amantes de los buenos paseos y que no le resulte muy duro la distancia es perfectamente cubrible. Sin embargo para las personas que les cueste mucho las largas caminatas o no les guste montar en bici, lo más razonable es tomar el coche o un taxi para llegar a la misma Punta del Sebo.

COLON HUELVA 26

Allí existe un amplio aparcamiento donde no suele haber problemas de aparcar, a no ser que coincida en una de estas noches que se organizan en las inmediaciones algunas que otras “fiestas familiares” en forma de barbacoas, etc.

MÁS FOTOGRAFÍAS DE LA PUNTA DEL SEBO Y DEL MONUMENTO

Si queréis ver más fotos del Monumento de la Punta del Sebo, como siempre os animamos a visitar nuestra página de Flickr

COLON HUELVA 09

 

One thought on “MONUMENTO EN LA PUNTA DEL SEBO

  1. Pingback: Viaje a Huelva, escapada a las raíces | elblogdemarichel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *